Ventanas de techo: disfruta de tu ático

febrero 6, 2023 8:29 am

Por fin ha llegado la época de sacar el máximo partido a tu ático o buhardilla, de volver a disfrutar de los desayunos en la terraza y de las tardes relajadas tomando el sol. Eso sí, si queremos estar a gusto también en su interior, tenemos que tener más en cuenta que nunca el aislamiento de nuestra vivienda para sobrellevar los meses de más calor.

Al tratarse de pisos superiores, uno de los puntos en los que debemos prestar más atención es en las ventanas, tanto laterales como las del propio tejado. Si queremos mantener una temperatura agradable de puertas para adentro, y a la vez aprovechar la luz y el espacio del que disponemos, es vital que sepamos elegirlas correctamente y cambiarlas si fuera necesario, ya que merecerá la pena.

Ventanas de techo: disfruta de tu ático

1. Según el tipo de habitación

Existen dos modelos básicos que se diferencian entre sí por su sistema de apertura. Una de ellas es la ventana con apertura giratoria, que permite disponer del espacio bajo la ventana, lo que es muy útil para colocar algún mueble y dar una mayor sensación de amplitud y la otra es el modelo panorámico o proyectante, donde las ventanas se abren hacia fuera permitiéndonos asomarnos por ellas.

2. Según la pendiente del tejado

Los modelos de apertura proyectante se utilizan en pendientes bajas en las que se emplea como mirador y los giratorios se utilizan en pendientes altas, cuando no exista la posibilidad de asomarse al exterior o cuando estén lejos del alcance de la mano.

3. Según altura y tamaño

Para conseguir el máximo bienestar en tu espacio las ventanas deben aportar, además de luz y ventilación, vistas al exterior. Por ello es importante que permita ver mucho más que el cielo, abriéndose al paisaje colindante. Esto se consigue eligiendo ventanas para tejado con una altura adecuada en relación con la pendiente del mismo. Para asegurar la correcta iluminación de la habitación, se recomienda que la superficie acristalada sea igual a un 15% de la superficie habitable.

4. Según la facilidad de manejo

La barra de maniobra, exclusiva de las ventanas de tejado VELUX, debe estar aproximadamente a 2 metros del suelo para que quede al alcance de la mano, mientras que la parte inferior no debe estar a menos de 90 cm del suelo para ofrecer mejores vistas. En los modelos de apertura proyectante o panorámica, la parte inferior de la ventana se colocará a 90 o 120 cm del suelo para que la manilla se accione con comodidad.

5. Según el nivel de aislamiento

En función del clima y de la orientación del tejado se debe elegir un acristalamiento que nos garantice el grado de aislamiento requerido. Un profesional nos aconsejará cuál es el que más se adecúa a nuestra vivienda para obtener un alto grado de aislamiento térmico y acústico y un elevado índice de resistencia al impacto.